MANUAL DE INSTRUCCIONES IS3.005


Save this PDF as:
 WORD  PNG  TXT  JPG

Tamaño: px
Comenzar la demostración a partir de la página:

Download "MANUAL DE INSTRUCCIONES IS3.005"

Transcripción

1 MANUAL DE INSTRUCCIONES IS3.005 INSTALACIÓN, USO Y MANTENIMIENTO DE VENTILADORES CONFORMES CON LAS DISPOSICIONES DE LA DIRECTIVA 2014/34/UE II 3G IIB IIB+H2 T3* / 3D T 195 C* UNI EN , UNI EN , UNI EN , UNI EN Documentación que acompaña al ventilador: Manual de advertencias e instrucciones de uso: en su edición MVC 01/13 (mes/año) o MVA 01/13 (mes/año) o siguientes. Manual de advertencias e instrucciones de uso de ventiladores conformes con la Directiva 2014/34/UE, denominado IS Manual de advertencias e instrucciones de uso del motor conectado al ventilador. Declaración de conformidad disposiciones de la Directiva. Declaración de conformidad disposiciones de la Directiva. del ventilador de acuerdo con las del ventilador de acuerdo con las Declaración de conformidad del motor según las disposiciones de la Directiva. Sección típica con las distancias de montaje entre partes fijas y móviles. Sección típica de montaje del cárter de protección de la transmisión (para ventiladores en ejecución ). Ficha de transmisión CART01 (para ventiladores en ejecución ). Datos de funcionamiento (diagrama o tabla). Ficha técnica del ventilador SCHT01 Comprobar que todos los documentos referidos más arriba estén presentes en el momento de la entrega; si es necesario, solicitar una nueva copia a Ferrari. * Está prevista la fabricación de ventiladores con temperaturas superficiales máximas superiores o inferiores a las indicadas y/o con atmósfera en la que se dé la existencia de hidrógeno. En cualquier caso las temperaturas superficiales máximas del producto se declararán explícitamente en la placa de identificación y en la correspondiente declaración de conformidad 2014/34/UE. Si es necesario atenerse a disposiciones añadidas con posterioridad sobre el uso correcto del producto estas se adjuntarán al presente documento. 1

2 Manual de advertencias e instrucciones de uso de ventiladores fabricados de acuerdo con las disposiciones de la Directiva 2014/34/UE. Aparatos de las categorías 3G, 3D y 3G+3D Índice general: 1 Introducción página Consideraciones previas página Objeto página Información general sobre la Directiva 2014/34/UE página Características ventiladores Ferrari con respecto a la Directiva 2014/34/UE página 3 2. Identificación del ventilador página 4 3. Transporte, almacenaje e instalación página Transporte página Almacenaje página Instalación página 5 4. Puesta en servicio página Controles previos y comprobaciones tras la puesta en servicio página Anomalías de funcionamiento página 7 5. Mantenimiento página Información general sobre las operaciones de mantenimiento página Mantenimiento preventivo página 8 6. Desmontaje página Desmantelamiento del ventilador página Introducción 1.1 Consideraciones previas El presente manual referido a ventiladores que se atienen a la Directiva 2014/34/UE se entrega completando la documentación que suele adjuntarse a cada ventilador suministrado por Ferrari. El instalador y el usuario tienen que comprobar en el momento de la recepción del material que el ventilador vaya acompañado del presente manual IS3.005, del Manual de advertencias e instrucciones de uso MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguientes, de las declaraciones de conformidad CE Ex del ventilador, de la ficha de transmisión CART01 para ventiladores en ejecución , de la sección típica del ventilador con las distancias de montaje entre las partes fijas y las móviles, de la sección típica de montaje del cárter de protección de la transmisión para ventiladores en ejecución , de los datos de funcionamiento del ventilador (diagrama o tabla), del Manual de advertencias e instrucciones de uso del motor y de la declaración de conformidad CE Ex del motor. En caso de que falte documentación solicítese una copia a Ferrari. Antes de proceder a la lectura del presente manual para ventiladores Atex denominado IS3.005 les invitamos a leer y comprender la información que figura en el Manual de advertencias e instrucciones de uso MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguientes. Todas las disposiciones que figuran en el mismo, sobre todo en materia de seguridad, han de ser observadas incluso en referencia a ventiladores destinados a ser utilizados en una atmósfera potencialmente explosiva. 1.2 Objeto El objeto del presente manual es suministrar la información necesaria sobre la utilización de los ventiladores destinados a ser aplicados en una atmósfera potencialmente explosiva y, por tanto, sujetos a las disposiciones de la Directiva 2014/34/UE. 1.3 Información general sobre la Directiva 2014/34/UE El 30 de Marzo de 2014 entró en vigor la Directiva 2014/34/UE. Esta se refiere no sólo a las instalaciones eléctricas antideflagración sino también, más en general, a las máquinas y las partes de las mismas que han de ser utilizadas en las zonas clasificadas como de riesgo de explosión. La Directiva subdivide los productos en dos grupos: grupo I, referente al sector minero (no considerado en nuestro análisis) y grupo II, correspondiente a los aparatos de superficie, que se subdivide en tres categorías: categoría 1, categoría 2, categoría 3. Una subdivisión ulterior se realiza en función de si la atmósfera potencialmente explosiva se debe a la presencia de gases, vapores o neblinas inflamables (añadiendo la letra G tras la categoría) o bien a la presencia de polvo combustible (añadiendo la letra D tras la categoría). A la Directiva 2014/34/UE está vinculada la Directiva 99/92/CE (Atex 137), que establece una clasificación de las zonas de peligro de explosión tal como se indica en la tabla 1. 2

3 Presencia de atmósfera explosiva Gases, vapores o neblina Polvo Permanente, para largos períodos, o a menudo Probable durante las actividades normales Zona 0 (categoría 1G) Zona 20 (categoría 1D) Zona 1 (categoría 2G) Zona 21 (categoría 2D) Ocasional y de breve duración Zona 2 (categoría 3G) Zona 22 (categoría 3D) Tabla 1 - Aparatos del grupo II, subdivisión zonas/categorías. Según la 99/92/CE es obligatorio clasificar todas las zonas de los lugares de trabajo por medio de un análisis del riesgo que determina las áreas críticas y señala las medidas de seguridad que adoptar en referencia a las actividades que se lleven a cabo dentro de dichas áreas. Los encargados de los análisis del riesgo deberán clasificar las zonas. De acuerdo con dicha clasificación habrá que elegir dispositivos adecuados a la zona en que esté prevista la utilización. Los ventiladores industriales, como los demás aparatos destinados a ser empleados en una atmósfera potencialmente explosiva, tienen que cumplir con los requisitos exigidos por la Directiva. La Directiva 2014/34/UE es una ley de armonización total, pues substituye todas las leyes, a veces divergentes, que existen en el ámbito nacional o europeo en los varios sectores de aplicación. Esta ley establece que el responsable de la introducción en el mercado y/o de la puesta en servicio de un producto destinado a ser utilizado en lugares con peligro de explosión ha de atenerse a determinados requisitos. La directiva, siguiendo este nuevo enfoque, define los Requisitos Fundamentales de Seguridad y Salud, confiando a normas armonizadas o a otros documentos de valor equivalente la tarea de dar expresión técnica a los requisitos pertinentes formulados en la misma. Las normas, los proyectos de norma y los documentos de referencia principales en lo que concierne a los ventiladores son los siguientes: UNI EN : Atmósferas explosivas Prevención de la explosión y protección frente a la explosión Conceptos fundamentales y metodología. UNI EN : Non-electrical equipment intended for use in potentially explosive atmospheres - Part 1 - Basic method and requirements (Aparatos no eléctricos destinados a ser utilizados en atmósferas potencialmente explosivas - Parte 1 - Principios básicos y requisitos principales). UNI EN : Aparatos no eléctricos para atmósferas potencialmente explosivas - Parte 5: Protección para la seguridad constructiva c. UNI EN 14986: Design of fans working in potentially explosive atmospheres (Diseño de ventiladores destinados a ser utilizados en atmósferas potencialmente explosivas). La Directiva y las normas relacionadas establecen también las características ambientales. Por tanto, los ventiladores no deberán presentar temperaturas de funcionamiento inferiores a -20 C o superiores a +60 C * y una presión en la aspiración no inferior a 80 kpa (0,8 bar) o superior a 110 kpa (1,1 bar). La temperatura se tiene que medir a la salida del ventilador, pues han de tenerse en cuenta también los efectos de la compresión del fluido debida al ventilador. 1.4 Características de los ventiladores Ferrari con respecto a la Directiva 2014/34/UE Los componentes y los aparatos eléctricos de los ventiladores fabricados por Ferrari han de ser instalados de conformidad con lo dispuesto por las Normas Europeas EN (Edición en vigor), en zona 2, y de acuerdo con lo establecido por las Normas Europeas EN (Edición en vigor), en zona 22. Las operaciones de mantenimiento han de llevarse a cabo de conformidad con lo dictado por las Normas Europeas EN (Edición en vigor), en zona 2, y de acuerdo con lo contemplado en las Normas Europeas EN (Edición en vigor), en zona 22. El usuario, además, ha de tener conocimiento de los riesgos debidos a la corriente eléctrica y a las características químicas y físicas de los gases, vapores y polvos inflamables/combustibles presentes en las instalaciones. Los ventiladores fabricados por Ferrari son conformes con los Requisitos Fundamentales de Seguridad y Salud previstos por la Directiva Europea 2014/34/UE referente a los aparatos del Grupo II, categorías 3G, 3D y 3G+3D. Dicha conformidad queda garantizada por la observación de lo dictado por las normas UNI EN , UNI EN , y la norma UNI EN 14986, según se manifiesta en la Declaración CE de Conformidad del ventilador, emitida por Ferrari y adjunta al presente manual. 3

4 Las características nominales son las siguientes: Grupo de gases y clase de temperatura: IIB T3 * Temperatura superficial máxima: T 195 C * Categorías ATEX: II 3G, 3D * Ver nota de la cubierta De todos modos es conveniente consultar los límites de aplicación que figuran en la placa que incorpora la marca CE Ex fijada al ventilador. En aplicaciones en que la atmósfera exterior al ventilador figure como no clasificada en lo que concierne al riesgo de explosión también se puede utilizar un motor sin una certificación Atex siempre que este no se encuentre directamente inmerso en la atmósfera clasificada. Esta posibilidad se refleja en la placa Atex de identificación del producto (ver nota de la cubierta) con la expresión INT en la definición de la categoría ATEX y en la nota siguiente que reza en la declaración de conformidad CE Atex correspondiente: Este producto sólo se puede utilizar cuando la atmósfera con riesgo de explosión esté únicamente en el interior del ventilador. El producto Atex que presente tales características sólo se puede utilizar en las condiciones de clasificación que se detallan a continuación: zona 2 o zona 22 interior al ventilador y área exterior al ventilador no clasificada y con motor que se tiene que instalar en la zona exterior. Un ejemplo: II 3GD IIB INT. ATENCIÓN! Los ventiladores con doble marcado 3G y 3D se pueden utilizar tanto en atmósferas explosivas por la existencia de gases, como en atmósferas explosivas por la presencia de polvos. NO se deben utilizar en atmósferas explosivas por la presencia simultánea de gases y polvos. Hay que tener en cuenta que los ventiladores Atex no se fabrican con una perfecta estanqueidad. Existe, pues, la posibilidad de que se cree una atmósfera potencialmente explosiva dentro o fuera del ventilador por efecto del escape del fluido, por ejemplo al pasar por el árbol y las abrazaderas de conexión a los tubos. Ver la tabla 4 en referencia a las características de las pérdidas según la serie y el tamaño del ventilador y el diagrama de la figura 3 para determinar las pérdidas por escapes. Los ventiladores Atex suelen destinarse a instalaciones de tipo D según la norma UNI ISO (aspiración y envío conectados a tubería). Para evitar el riesgo de penetración accidental de cuerpos extraños en el ventilador, el instalador deberá proteger el conjunto de la entrada de cuerpos extraños de manera que sea al menos IP20 según la norma EN Resulta de fundamental importancia considerar que el aumento de densidad del fluido elaborado, así como los puntos de funcionamiento que queden fuera del intervalo (de -10% a +20% ) del caudal nominal del ventilador, pueden determinar incrementos de temperatura superiores a los previstos para el producto. En general hay que evitar unas condiciones de funcionamiento con un caudal inferior al mínimo o superior al máximo previsto en el diagrama y/o potencias eléctricas superiores al 80% de la potencia nominal del motor. Consúltense los datos de funcionamiento que figuran en el documento que acompaña al ventilador. La repetida puesta en marcha del ventilador, sobre todo cuando se trate de ventiladores centrífugos de alta presión, puede provocar el recalentamiento del motor, por lo que es necesario atenerse a las indicaciones sobre el tipo de servicio (S1,... S8) previsto para cada producto, dato que figura en la placa del motor. 2. Identificación del ventilador Los ventiladores que cumplen con la Directiva 2014/34/UE llevan una placa añadida (reproducida en la figura 1). Esta placa (además de recordar la obligación de leer el presente manual IS3.005) describe básicamente el grupo de pertenencia, la categoría, el tipo de gas, si es el caso, y la temperatura máxima superficial del ventilador. 4

5 Fig. 1 - Placa de identificación de los ventiladores que cumplen con la Directiva 2014/34/UE, aparatos de las categorías 3G, 3D y 3G+3D. 3. Transporte, almacenaje e instalación 3.1 Transporte El ventilador está constituido por componentes giratorios que pueden sufrir daños como consecuencia de transportes efectuados de manera incorrecta. Se aconseja proteger todas las partes sujetas a corrosión (árboles de transmisión, posibles partes sin acabados, etc.) y evitar que el ventilador sufra impactos, pues podrían dañarse los cojinetes aplicados a los motores y/o sobre los soportes del ventilador. Para más detalles acerca de las modalidades de desplazamiento consúltese el Manual de advertencias e instrucciones de uso en su edición MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguientes. 3.2 Almacenaje El ventilador debe ser almacenado en un lugar protegido de la intemperie, la humedad, el polvo y la agresión de los agentes atmosféricos y medioambientales. Es necesario realizar un control mensual para comprobar el estado del ventilador y asegurarse de que las diversas partes del aparato no sufran los efectos de la corrosión (sobre todo los elementos giratorios y las partes fijas que puedan entrar en contacto con las partes móviles). Además resultará oportuno revisar el estado de los cojinetes y la grasa lubrificante para evitar que fenómenos de condensación debidos a posibles cambios bruscos de temperatura estropeen las superficies de los cojinetes ocasionando su precoz desgaste y/o el deterioro del lubrificante. Cuando se lleven a cabo inspecciones se aconseja hacer girar manualmente la rueda de álabes para evitar deformaciones en los cojinetes debidas a las cargas radiales generadas por el peso de la propia rueda. 3.3 Instalación Cuando un aparato de seguridad se instale en un lugar con peligro de explosión deberán observarse todas las Normas y Leyes nacionales pertinentes que estén en vigor en el momento de la instalación. En caso de falta de Normas y/o Leyes nacionales dentro de la Unión Europea referentes a componentes y aparatos eléctricos habrán de cumplirse las disposiciones de las normas CENELEC EN y EN en zona 2 y lo dispuesto por las normas CENELEC EN en zona 22. Los ventiladores de Ferrari suelen suministrarse completamente montados. En caso de que, por motivos de transporte, resulte necesario suministrar el ventilador desmontado se recomienda efectuar el montaje y la ubicación según las modalidades establecidas en el Manual de advertencias e instrucciones de uso en su edición MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguientes y observando las distancias (entre partes fijas y móviles) indicadas en la sección típica adjunta a la documentación del ventilador. Ver en la figura 2 un ejemplo de representación de la sección típica del ventilador. En referencia a los ventiladores dotados de transmisión con correas o por medio de junta elástica se suministrará junto con la documentación una sección típica para el montaje del cárter de protección con el fin de evitar contactos accidentales entre partes fijas y partes móviles. En el caso de ventiladores que requieran operaciones especiales para efectuar el montaje, Ferrari se encargará de adjuntar a los documentos de transporte la información complementaria que sea necesaria. Con respecto a la fabricación de productos con características especiales no contempladas en el presente manual Ferrari suministrará la información y las disposiciones añadidas relativas al tipo de fabricación específico con el objeto de facilitar la correcta instalación, así como la puesta en servicio y el mantenimiento oportunos para garantizar el buen funcionamiento del ventilador. En cualquier caso, Ferrari queda a disposición de sus clientes para brindar toda suerte de aclaración en relación con el montaje y la instalación de sus ventiladores. 5

6 Todas las operaciones de montaje e instalación deberán ser realizadas exclusivamente por personal cualificado e instruido acerca de los peligros genéricos ligados a las intervenciones. Además es de fundamental importancia tener en cuenta que el correcto desempeño de dichas operaciones contribuye a asegurar el buen funcionamiento del ventilador y a evitar situaciones de peligro en la fase de puesta en marcha del mismo. Fig. 2 Sección típica de montaje de un ventilador centrífugo y de un ventilador axial. 4. Puesta en servicio del ventilador 4.1 Controles previos y comprobaciones tras la puesta en servicio 1. Antes de efectuar la puesta en servicio de un aparato de seguridad incorporado a una instalación será necesario que el usuario compruebe que este se atiene a los datos de proyecto y a los requisitos de correcta instalación. 2. Comprobar que el aparato de seguridad resulte apropiado a la clasificación del lugar peligroso. (ATENCIÓN: el aparato NO es adecuado para ZONAS 0 y 20, 1 y 21). 3. Verificar que el grupo del aparato de seguridad resulte apropiado a los gases, vapores y/o polvos presentes. En especial, a la hora de elegir los aparatos tener en cuenta el nivel de conductividad de los polvos y los riesgos de carácter electrostático ligados a las características de la instalación en que va a ser montado el ventilador. 4. Comprobar que la clase de temperatura del aparato resulte apropiada a los gases y/o vapores inflamables presentes y que la temperatura superficial sea apropiada a los polvos combustibles presentes. 5. Cerciorarse de que al aparato de seguridad le sea asignado el servicio para el que ha sido fabricado (tensión, frecuencia, exigencias mecánicas y térmicas dentro de los parámetros proyectados). 6. Asegurarse de que las conexiones eléctricas y mecánicas estén perfectamente fijadas. (Los momentos de torsión de los tornillos se indican en el Manual de advertencias e instrucciones de uso en su edición MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguientes). 7. Cerciorarse de la integridad y la continuidad de los conductores de tierra, de protección o de equipotencialidad. N.B. Leer atentamente las instrucciones que figuran en el Manual de instrucciones del motor y de los demás aparatos eléctricos y no eléctricos conectados al ventilador con el fin de comprobar que se observen las disposiciones contempladas en los puntos 1, 2, 3, 4, 5, 6 y 7 del presente capítulo. Antes de realizar la puesta en servicio el instalador y/o el usuario deberán asegurarse de que las distancias entre las partes fijas y las móviles se correspondan con lo indicado en la sección típica del ventilador (ejemplificada en la figura 2) y en la sección típica de montaje del cárter de protección de la transmisión adjunta a la documentación del ventilador. El instalador y/o el usuario, además, deberán verificar que no se hayan introducido modificaciones no autorizadas de forma explícita por Ferrari o, en cualquier caso, que alteren la estructura y el funcionamiento eléctrico y mecánico del aparato de seguridad. En lo que concierne a la velocidad máxima del ventilador, atenerse a las 6

7 indicaciones que figuran en la placa (fig. 1). En todo caso, antes de llevar a cabo cualquier variación de velocidad con respecto a lo previsto en el momento del suministro será necesario contar con la aprobación de Ferrari expresada por escrito. Además, es fundamental que se realicen con el máximo rigor los controles referidos en el Manual de advertencias e instrucciones de uso en su edición MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguientes. 4.2 Anomalías de funcionamiento A este respecto atenerse a lo expresado en el Manual de advertencias e instrucciones de uso, en su edición MVC 13/01 o MVA 13/01 rev. 00 o siguientes. 5. Mantenimiento 5.1 Información general sobre las operaciones de mantenimiento 1. El mantenimiento consiste en la realización de una serie de operaciones con el fin de mantener en buen estado o de recobrar el perfecto funcionamiento de un aparato de seguridad, de manera que esté en condiciones de cumplir con las disposiciones pertinentes y desempeñar las funciones requeridas. Estas operaciones de mantenimiento deberán llevarse a término sobre los componentes y los aparatos eléctricos de conformidad con las disposiciones contempladas en las Normas Europeas EN (Edición vigente), en zona 2, y de acuerdo con lo establecido por las Normas Europeas EN (Edición vigente), en zona En relación con todas las operaciones de mantenimiento atenerse escrupulosamente a las instrucciones generales y específicas detalladas en el Manual de advertencias e instrucciones de uso en su edición MVC 13/01 o MVA 13/01 rev. 00 o siguientes. 3. La conservación en el transcurso del tiempo de las características iniciales de los dispositivos eléctricos y NO eléctricos de seguridad ha de estar garantizada por un programa de mantenimiento bien preciso, establecido y ejecutado por técnicos cualificados, que tenga en cuenta los tipos de dispositivos eléctricos afectados, el servicio que se les requiere y las condiciones ambientales en que trabajan. (Ver el capítulo 5.2 del presente manual.) 4. El mantenimiento tiene que garantizar el buen funcionamiento de los aparatos en términos de seguridad. Como la seguridad es una obligación jurídica, lo es también la conservación de todas las condiciones de las que esta depende. 5. Los aparatos de seguridad, en todas las partes que los constituyen, han de ser instalados y conservados en buen estado para prevenir todo peligro derivado de contactos accidentales con los elementos que se encuentran bajo tensión o con las partes en movimiento, así como todo riesgo de incendio o de explosión derivado de eventuales circunstancias anormales que puedan producirse durante su funcionamiento. 6. Las operaciones de mantenimiento deberán ser confiadas a personal cualificado debidamente instruido acerca de las características específicas de los aparatos. 7. En caso de que las intervenciones vayan más allá de las operaciones de mantenimiento normales (por ej. no se limiten a la substitución de piezas por recambios originales suministrados por Ferrari) y tengan carácter de reparaciones relacionadas con el sistema de protección, deberá acordarse con Ferrari el procedimiento que seguir tanto en la ejecución de las operaciones como en los posteriores controles y pruebas individuales que las Normas imponen. 8. Antes de introducir cualquier variación de velocidad con respecto a lo previsto en el momento del suministro habrá que solicitar la aprobación, expresada por escrito, de Ferrari. Además, ante determinadas intervenciones, como el cambio del motor, podría ser necesario realizar un control y una prueba del ventilador en los locales de Ferrari. En tal caso habrá que ponerse en contacto con Ferrari para acordar cómo llevar a cabo la intervención. 9. El uso de un aparato de seguridad que haya sido objeto de intervenciones no autorizadas de forma explícita por Ferrari S.p.A. obviamente exime a esta empresa de toda responsabilidad y comportará la anulación de la correspondiente Declaración CE de Conformidad con la Directiva 2014/34/UE, así como de la garantía contractual. 10. Todas las operaciones de mantenimiento deberán realizarse con el sistema eléctrico de seguridad aislado de todas las fuentes de energía, de conformidad con las disposiciones específicas de las normas en vigor (EN en zona 2 y EN en zona 22). 11. Si los elementos eléctricos de seguridad sufren vibraciones, verificar con atención que los medios de unión y las entradas del cable estén bien sujetos y que estén presentes los dispositivos que impiden que se aflojen. 7

8 12. Comprobar la correcta instalación y fijación de los accesorios (los momentos de torsión de los tornillos se indican en el Manual de advertencias e instrucciones de uso en su edición MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguientes). 13. En caso de tener que cambiar las correas de transmisión, comprar correas antiestáticas provistas de certificado de antiestaticidad y con unas dimensiones y unos materiales iguales a los de las proporcionadas por Ferrari. Al volver a montar el cárter de protección atenerse escrupulosamente a lo indicado en la sección típica adjunta a la documentación del ventilador. 14. Según se expone en Manual de advertencias e instrucciones de uso en su edición MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguientes, para lubrificar los cojinetes de los soportes utilizar exclusivamente lubrificante Shell Gadus S3 V100 2 o bien grasas compatibles. En este último caso habrá que vaciar del todo los soportes para después llenarlos con la nueva grasa. 15. En lo que concierne a las operaciones de mantenimiento que efectuar en el motor o en otros aparatos, eléctricos y no eléctricos, conectados al ventilador, consúltese el manual de advertencias e instrucciones de uso de cada uno de los aparatos (motor, sensores, si los hay, etc.). En caso de presencia de polvos, prestar una especial atención a las disposiciones referentes a la limpieza de las superficies de los aparatos con el fin de evitar que se produzcan situaciones de peligro. 16. Compruébese que las juntas flexibles sean galvanizadas y compruébese la presencia de las juntas de silicona (blanca) entre el ventilador y la junta flexible. 5.2 Mantenimiento preventivo El mantenimiento preventivo es el medio necesario y fundamental de garantizar un funcionamiento seguro a lo largo de toda la vida útil del ventilador. Establecer a intervalos previamente programados una serie de controles del buen funcionamiento del ventilador permite prevenir en algunos casos daños irreparables que podrían darse, como, por ejemplo, el gripaje de un cojinete. Estos controles deberán anotarse en un registro. De este modo se podrán detectar posibles cambios de comportamiento del ventilador y realizar las intervenciones oportunas para evitar futuras situaciones de peligro. Se registrarán los parámetros oportunos en la fase de puesta en servicio del ventilador. Así se podrá contar con referencias para detectar posibles variaciones en el transcurso del tiempo. Ferrari, en cualquier caso, está a disposición de sus clientes para brindar todo tipo de información acerca de los métodos correctos de captación de datos y para realizar eventuales valoraciones sobre los parámetros recogidos. Los parámetros que hay que tomar para mantener un seguimiento correcto del ventilador son los siguientes: 1. Temperatura de los cojinetes. Este control le permite al usuario verificar que los cojinetes estén trabajando de manera correcta (exigidos dentro de los límites de los parámetros normativos y suficientemente lubrificados) y evitar que se produzcan situaciones peligrosas. (La temperatura debe tomarse durante la fase de puesta en servicio y cada 300 horas de funcionamiento; se aconseja su captación permanente por medio de sensor.) 2. Nivel de vibración de los cojinetes. Este control le permite al usuario verificar que los cojinetes estén trabajando de manera correcta (exigidos dentro de los límites de los parámetros normativos) y que no haya desequilibrios peligrosos de las partes giratorias, desequilibrios que podrían causar la rotura de partes del ventilador y generar situaciones de peligro. (El nivel de vibración tiene que revisarse durante la fase de puesta en servicio y cada 300 horas de funcionamiento; se aconseja su control permanente mediante sensor.) 3. Velocidad del ventilador. Dato importante sobre todo en el caso de ventiladores alimentados con variador de frecuencia. (La velocidad debe medirse durante la fase de puesta en servicio y cada 200 horas de funcionamiento; se aconseja la medición permanente por medio de sensor.) 4. Nivel de presión sonora del ventilador. En muchos casos los aumentos de ruido coinciden con progresivas situaciones de desequilibrio de las partes giratorias, de deterioro de los cojinetes o de variación de las distancias entre partes fijas y partes móviles. Ir realizando el seguimiento de este parámetro permite prevenir situaciones de peligro. (El nivel de presión sonora ha de revisarse durante la fase de puesta en servicio y cada 300 horas de funcionamiento.) 5. Control de los juegos de las partes montadas, de las distancias entre las partes fijas y móviles del ventilador y del cárter de protección de la transmisión. Asegurar que se mantengan estos parámetros tal como estaban durante la fase de puesta en servicio permite evitar situaciones de peligro debidas a roces o contactos accidentales entre partes fijas y partes en movimiento. (Los juegos deben controlarse durante la fase de puesta en servicio y cada 300 horas de funcionamiento.) 6. Control del estado de limpieza de las partes giratorias. Este control permite evitar depósitos de material que podrían provocar desequilibrios y vibraciones dando lugar a circunstancias como las descritas en el punto 2. (La limpieza de dichas partes ha de controlarse cada 300 horas de funcionamiento.) 8

9 7. Control del estado de limpieza de las superficies del ventilador, el motor y los demás aparatos eléctricos y no eléctricos. Este control permite evitar que se formen depósitos de polvo combustible en las superficies de los aparatos, depósitos que pueden ocasionar que tales polvos se inflamen dando lugar a situaciones peligrosas. (La limpieza de las superficies tiene que controlarse cada 300 horas de funcionamiento.) 8. Control del estado de los amortiguadores. Este control sirve para evitar situaciones de peligro que podrían darse debido al deterioro de la goma con la que se fabrican los amortiguadores colocados entre la base del ventilador y el suelo. (El estado de los amortiguadores tiene que controlarse cada 600 horas de funcionamiento.) 9. Control de las reservas de recambios. A pesar de que el mantenimiento predictivo permite prevenir en la mayoría de casos roturas de partes sometidas a desgaste, es importante verificar el estado de las reservas de recambios para evitar largos períodos de inactividad forzosa de la instalación, que en algunos casos puede ocasionar situaciones de peligro. Ferrari se encuentra a su entera disposición para indicarle los tipos de material de que es necesario aprovisionarse. (Las existencias de recambios deben controlarse durante la fase de puesta en servicio y al final de cada intervención de mantenimiento del ventilador y/o el motor.) 10. Control de los datos ambientales, en especial de la temperatura. Dadas las restricciones de aplicación impuestas por la Directiva 2014/34/UE, es fundamental que los datos ambientales se mantengan dentro de los límites establecidos para evitar situaciones de peligro. La temperatura de funcionamiento no ha de ser inferior a -20 C ni superior a +40 C *.(Los datos ambientales deben controlarse durante la fase de puesta en servicio y cada 300 horas de funcionamiento; se aconseja su captación permanente por medio de sensor.) * Ver nota de la cubierta En caso de que la temperatura del fluido que roza el motor supere los 40 C, habrá que cerciorarse, consultando al proveedor del motor, de que la certificación Atex todavía sea válida y si aún lo es, con qué limitaciones. En el caso de los ventiladores axiales directos: temperatura del fluido que roza el motor = temperatura del fluido transportado En el caso de los ventiladores centrífugos y de los ventiladores axiales de transmisión: temperatura del fluido que roza el motor = temperatura ambiente 11. Control de la presión ambiente: Dadas las restricciones de aplicación de la Directiva 2014/34/UE es importante verificar que los niveles de presión absoluta se mantengan dentro de los límites impuestos para evitar situaciones de peligro. La presión en la aspiración tiene que estar incluida entre 80 y 110 kpa (0.8 y 1.1 bar). (La presión debe controlarse durante la fase de puesta en servicio y cada 300 horas de funcionamiento.) 12. Control de los valores de tensión y de corriente del motor. Este control permite evitar que variaciones de condiciones en la instalación causen absorciones de potencia más allá de los límites admitidos con los consiguientes daños del motor. (La tensión tiene que controlarse durante la fase de puesta en servicio y cada 100 horas de funcionamiento; se aconseja su toma permanente.) 13. Control de la correcta conexión a los puntos de puesta a tierra previstos para el pedestal y/o para la caja del ventilador y de las conexiones equipotenciales de las juntas antivibrantes. Este control permite evitar situaciones peligrosas debidas a la falta de conexión a tierra del ventilador. (Las conexiones han de controlarse durante la fase de puesta en servicio y al final de cada intervención de mantenimiento del ventilador y/o el motor.) 14. Control de la tensión de las correas de transmisión (si las hay). Este control permite evitar que el hecho de que las correas se aflojen cause una reducción de la transmisión de potencia y que las correas flojas puedan enredarse en las poleas o bien en los cárteres de protección generando situaciones de peligro y daños al ventilador. Tras el control de la tensión se recomienda volver a montar el cárter de protección de acuerdo con lo prescrito en la sección típica adjunta a la documentación del ventilador. En referencia a las formas de control de la tensión se remite al Manual de advertencias e instrucciones de uso en su edición MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguiente. (La tensión de las correas debe controlarse durante la fase de puesta en servicio, cada 300 horas de funcionamiento y al final de cada intervención de mantenimiento del ventilador y/o el motor). 15. Control de la adecuada alineación de la junta flexible de acoplamiento de los árboles ventilador-motor (sólo en referencia a los ventiladores ej. 8). Este control permite evitar que la desalineación entre los árboles comporten daños en los cojinetes tanto del ventilador como del motor ocasionando situaciones de peligro. Tras el control de la alineación se recomienda volver a montar el cárter de protección según lo prescrito en la sección típica adjunta a la documentación del ventilador. (La alineación ha de controlarse durante la fase de puesta en servicio, cada 600 horas de funcionamiento y al final de cada intervención de mantenimiento del ventilador y/o el motor.) 16. Control del estado del lubrificante. Este control permite garantizar una correcta lubrificación de los cojinetes y evitar que se deterioren causando situaciones de peligro y daños en el ventilador. En las fichas de 9

10 transmisión proporcionadas junto con la documentación que acompaña al ventilador se establecen los intervalos de lubrificación; tales disposiciones son prioritarias con respecto a las indicaciones genéricas. En referencia a los detalles generales sobre los intervalos de lubrificación consúltese el Manual de advertencias e instrucciones de uso en su edición MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguientes. (El estado del lubrificante tiene que controlarse durante la fase de puesta en servicio y cada 600 horas de funcionamiento salvo que existan disposiciones en otro sentido.) 17. Control del estado de los cojinetes. Este control permite salvaguardar la duración de los cojinetes y evitar el precoz deterioro de los mismos. Para realizar este control hay que eliminar por completo la grasa de los soportes. En referencia a los tipos de cojinetes utilizados se remite al Manual de advertencias e instrucciones de uso en su edición MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguientes. (El estado de los cojinetes debe controlarse cada horas de funcionamiento). Para facilitar algunos de estos controles sería oportuno que el ventilador fuera dotado de sistemas de medición permanentes de las vibraciones, de la temperatura de los cojinetes o de otras partes sujetas a vibraciones o recalentamiento, así como de sensores de velocidad. Ferrari queda a disposición de los clientes para valorar la aplicación de tales dispositivos accesorios. Además, los diversos controles que afectan a un mismo componente (por ej. los cojinetes, puntos 1 y 2) deberían llevarse a término con la periodicidad cíclica prevista pero en momentos distintos; de este modo se podrían detectar más rápidamente posibles anomalías de funcionamiento. Con el objeto de facilitar los controles enumerados en los puntos 1 a 17 se adjunta un ejemplo de cómo registrar los datos obtenidos a partir de los controles sistemáticos de los parámetros: véanse la tabla 2 de la página 11, Controles durante la puesta en servicio, y la tabla 3 de la página 12, Controles que efectuar periódicamente. 6. Desmontaje Atenerse a las disposiciones generales indicadas en el Manual de advertencias e instrucciones de uso en su edición MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguientes. 7. Desmantelamiento del ventilador Atenerse a las disposiciones generales indicadas en el Manual de advertencias e instrucciones de uso en su edición MVC 01/13 o MVA 01/13 o siguientes. 10

11 Controles durante la puesta en servicio Tipo de control Fecha Cifra/Resultado Encargado del control Notas Temperatura de los cojinetes ( C) Ventilador: lado rueda de álabes (si hay) Ventilador: lado opuesto rueda álabes (si hay) Motor: lado acoplamiento Motor: lado opuesto acoplamiento Vibraciones de los cojinetes (mm/s - RMS) Ventilador: lado rueda álabes (si hay) Ventilador: lado opuesto rueda álabes (si hay) Motor: lado acoplamiento Motor: lado opuesto acoplamiento Velocidad de funcionamiento (revols./min.) Motor Ventilador (si su velocidad es distinta de la del motor) Nivel de presión sonora a 1,5 m de distancia del lado opuesto a boca de aspiración (db/a) Control de los juegos de montaje, comprobación de la correspondencia con los datos indicados en la sección típica del ventilador y en la sección típica de montaje del cárter de protección de la transmisión (si lo hay). Ver las dos secciones típicas adjuntas a la documentación del ventilador. Control de las reservas de recambios según indicaciones de Ferrari (lista bajo pedido) Control de los datos ambientales Temperatura ambiental ( C) Temperatura en la entrada del ventilador ( C) Temperatura en la salida del ventilador ( C) Control de las presiones totales (Pa) Presión total aspiración Presión total empuje Datos de tensión y corriente del motor Tensión (V) Corriente (A) Control de la correcta conexión de los puntos de puesta a tierra Control del estado del lubrificante Control del estado de los cojinetes Tabla 2 Controles durante la puesta en servicio 11

12 Controles que efectuar periódicamente Tipo de control Fecha Cifra/Resultado Encargado del control Notas Temperatura de los cojinetes ( C) Ventilador: lado rueda de álabes (si hay) Ventilador: lado opuesto rueda álabes (si hay) Motor: lado árbol Motor: lado opuesto árbol Vibraciones de los cojinetes (mm/s-rms) Ventilador: lado rueda álabes (si hay) Ventilador: lado opuesto rueda álabes (si hay) Motor: lado árbol Motor: lado opuesto árbol Velocidad de funcionamiento (revols./min.) Motor Ventilador (si su velocidad es distinta de la del motor) Nivel de presión sonora a 1,5 m de distancia del lado opuesto a boca de aspiración (db/a) Control de los juegos de montaje, comprobación de la correspondencia con los datos indicados en la sección típica del ventilador y en la sección típica de montaje del cárter de protección de la transmisión (si lo hay). Ver las dos secciones típicas adjuntas a la documentación del ventilador. Control de las reservas de recambios según indicaciones de Ferrari (lista bajo pedido) Control de los datos ambientales Temperatura ambiental ( C) Temperatura en la entrada del ventilador ( C) Temperatura en la salida del ventilador ( C) Control de las presiones totales (Pa) Presión total aspiración Presión total empuje Datos de tensión y corriente del motor Tensión (V) Corriente (A) Control de la correcta conexión de los puntos de puesta a tierra Control estado limpieza partes giratorias Control estado limpieza superficies ventilador, motor y todos los aparatos eléctricos y no eléctricos conectados al ventilador Control estado amortiguadores(si hay) Control tensión correas Control alineación juntas flexibles Control del estado del lubrificante Control del estado de los cojinetes Tabla 3 Controles que efectuar periódicamente 12

13 Tamaño FA R K P FC P FC N KA P FE P FE N KB P FG P FG N VCM N FI N ART N KC R FP N FP P MEC N FQ N KM R FR N FS P Tabla 4 Curvas de referencia para determinar las pérdidas por escapes (ver diagrama de la fig. 3 de la pág. 14) 13

14 pressione in mmh20 Presión [dapa] Fig. 3 Diagramas de las pérdidas por escapes portata Pérdida in de litri/secondo caudal [litros/s] 10 Notas: valores indicativos y válidos ensamblaje correcto; pérdidas no significativas a través guarniciones tobera; pérdidas no significativas a través guarniciones caja y/o pedestal; pérdidas no significativas a través soldaduras; sin efecto de eventuales estanqueidades; sin efecto de eventuales álabes soldados por detrás; considerando sólo la presión producida por el ventilador; datos referidos a la densidad del fluido kg/m 3 ; Ejemplo de uso del diagrama: Dado un ventilador de la serie ART y de tamaño 801 que trabaja a una presión de 500 dapa a kg/m 3. De la tabla 4, con respecto a la serie ART y el tamaño 800, se extrae la referencia a la curva 6. Entrando en el gráfico adjunto aquí al lado con la presión de 500 dapa e interceptando la curva 6, se determina la pérdida de caudal por escape, que es de 20,5 litros/segundo. 14